Como gato entre las leñas

«En los últimos dos meses la plataforma CINE.AR Play triplicó su audiencia» aseguran las autoridades del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales en el Informe de Gestión que publicaron el sábado. Firmado por Luis Puenzo y equipo, el documento oficial expone la envergadura de una crisis sectorial agravada por la coyuntura del coronavirus, enumera paliativos implementados desde el comienzo del aislamiento social, preventivo y obligatorio, y anuncia proyectos para cuando termine la cuarentena.

Entre las iniciativas que buscan reducir el daño derivado del cierre temporario de las salas de cine, el informe destaca el Programa de estrenos durante la emergencia sanitaria, así como los acuerdos que CINE.AR TV celebró con canales provinciales para suministrarles películas «desde un drive de alta capacidad de almacenamiento». En este punto los autores del reporte destacan la cobertura ininterrumpida de las versiones televisiva y online de la  plataforma oficial, gracias al soporte de ARSAT y al desempeño de los equipos que trabajan desde sus casas para clasificar e ingestar los films seleccionados.

Por el cierre de las salas, se redujeron a cero los ingresos al Fondo de Fomento provenientes del impuesto que los espectadores pagamos por cada entrada que compramos, y los demás ingresos «son inciertos». Entre marzo y lo que va de abril –sostiene el informe– los «escasos fondos disponibles» fueron destinados al pago de anticipos de rodaje por 162 millones de pesos y de subsidios por 380 millones, y a la cancelación de deudas (no todas) que la gestión macrista del INCAA contrajo en 2019 con distribuidores y festivales nacionales.

«Ya habíamos cancelado gastos antes, cuando nos hicimos cargo del déficit considerable que arrastraba el Instituto, y la crisis nos obliga a hacerlo de un modo aún más drástico» dice el documento antes de recordar que la gestión anterior no presentó balance ni memoria de lo actuado en 2019, y que el primer arqueo de caja arrojó «un déficit de 800 millones de pesos solventado con fondos no ejecutados en años anteriores, por lo que no hay reservas».

Por razones obvias se encuentra demorada la auditoría que Puenzo y equipo le pidieron el 29 de enero a la Auditoría General de la Nación. Mientras espera la realización de esta evaluación, la nueva administración del INCAA seguirá saldando deudas anteriores «no sólo porque es justo, sino también eficaz para distribuir fondos en los diferentes sectores». 

Luis Puenzo y Nicolás Batlle, presidente y vicepresidente del INCAA.

A pesar de la situación deficitaria del Fondo de Fomento, el INCAA resolvió que dejará para más adelante la eventual decisión de extender a los abonos de Netflix y demás plataformas montadas con capital privado el impuesto que los espectadores pagamos cada vez que compramos una entrada de cine. «Hemos dicho públicamente que creemos que el streaming y los cambios en los hábitos sociales  (…) deberían incrementar los ingresos al Fondo de Fomento con un impuesto razonable, simple y justo (…) pero no no coincidimos con que éste sea el momento para impulsar la idea».

En cambio está tomada la decisión de «establecer ayudas» para reanudar la producción de películas cuando esto sea posible y «un plazo razonable» para la entrega de la obra terminada. Mientras tanto, los productores que no hubieran percibido anticipos tendrán la oportunidad de cancelar sus proyectos cinematográficos en marcha; aquéllos que sí los percibieron no deben preocuparse por los plazos de las demás obligaciones contraídas con el INCAA pues se suspendieron hasta el cese del aislamiento obligatorio.

El Instituto también declinó la invitación de Eurimages a participar de este fondo de apoyo cultural en 2020, pues no está en condiciones de aportar el millón de euros necesarios. Con el dinero que quedara disponible a partir de esta negativa, Puenzo y equipo financiarán una serie de concursos nacionales.

Con miras a la finalización de la cuarentena, los autores del informe anunciaron la fecha tentativa («si la emergencia lo permite») de la próxima edición del Festival Internacional de Cine de Mar del Plata: del 21 al 30 de noviembre. Inmediatamente después, del 30 de noviembre al 4 de diciembre, tendrá lugar Ventana Sur. «Acordamos realizarla conjuntamente con el Ministerio de Cultura en el Centro Cultural Kirchner«. 

Una buena noticia para los argentinos preocupados por la suerte de nuestro patrimonio cinematográfico: las autoridades del INCAA retomaron conversaciones con aquéllas del Archivo General de la Nación para revertir y reparar el deterioro de larga data.

———————————————
Contenidos complementarios
¿Se reactivarán los estrenos de películas argentinas?
Emergencia del sector audiovisual: a la espera de una declaración oficial
Inician acciones legales contra Haiek y otros ex funcionarios del INCAA
Gran expectativa en torno a la designación de Luis Puenzo y Nicolás Batlle al frente del INCAA