Rehabilitar a Berlusconi

“No creo que sea conveniente hacer un film en mi contra” sostuvo Berusconi meses atrás en una entrevista televisiva.

Si las convocan para la última fecha admitida por el calendario oficial (20 de mayo de 2018), las elecciones generales en Italia tendrán lugar justo el día posterior al cierre del 71° Festival de Cannes. En ese caso, primero sabremos cómo le fue a Paolo Sorrentino con la presentación internacional de su nueva ficción Loro (en castellano Ellos), ésa que está terminando de filmar y donde Toni Servillo encarna a Silvio Berlusconi. Inmediatamente después conoceremos los entretelones –acaso los incipientes resultados– de los comicios que el ex Cavaliere podría disputar a sus 81 años, siempre y cuando consiga la rehabilitación legal que sus abogados solicitaron días atrás ante la Corte Europea de Derechos Humanos.

A Sorrentino le interesa menos Berlusconi que ciertas características de la idiosincrasia italiana.

Cuando a mediados de año habló con la prensa sobre este proyecto, el realizador napolitano subrayó su intención de retratar menos a Berlusconi que a su séquito de secretarios, colaboradores, asesores, simpatizantes. Sin embargo, en un presente sacudido por el pretendido regreso a la arena política, cuesta más que de costumbre retacearle protagonismo al magnate milanés que fue tres veces Primer Ministro de nuestra otra madre patria.

Silvio reconoció públicamente la existencia de Loro en julio pasado, cuando les contó a los conductores del programa televisivo In Onda que aprovechó un “placentero desayuno” con Paolo para ofrecerle “sin compromiso alguno” sus residencias de Arcore y Porto Rotondo por si el cineasta necesitaba locaciones para este nuevo largo. Ante la pregunta “¿No tiene miedo de que la película en cuestión sea dañina, crítica, demoníaca?”, el líder de Forza Italia contestó: “No tuve esa impresión mientras hablé con Sorrentino y además no creo que, en un momento de popularidad ascendente para mí, sea conveniente hacer un film en mi contra”.

Servillo en la piel de Berlusconi según la primera foto oficial de Loro.

Cuatro meses después sale a la venta el libro Soli al comando. Da Stalin a Renzi, da Mussolini a Berlusconi, da Hitler a Grillo. Storia, amori, errori, y el semanario online Today transcribe en este breve adelanto las palabras que el ahora decepcionado Berlusconi le dijo al autor Bruno Vespa sobre Loro: “Distintos allegados me hablaron de un grotesco ataque personal y político que me demoniza desde el inicio de mi actividad empresarial hasta toda mi trayectoria política. Espero que esto no sea así porque, después del film del mismo director sobre (Giullio) Andreotti, el cine italiano no necesita otra mala película de propaganda política”.

Por su parte, el magazine Il Profumo Della Dolce Vita informó antes de ayer que ya está en marcha “la respuesta berlusconiana (y cinematográfica) a Loro“. Se trata de una producción de la flamante River Road Entertainment Italia que, bajo la dirección de Luciano Silighini, retratará a Berlusconi “a partir de la mirada de alguien que lo ha conocido muy de cerca”.

Siempre según Il Profumo Della Dolce Vita, en sus años mozos el genovés Silighini fue dirigente de Forza Italia. Esto explicaría la perspectiva elegida para esta “real movie con un estilo parecido al de (Quentin) Tarantino”, con intención reparadora y con un título elocuentísimo: Uno di noi.

Luciano Silighini promete ser absolutamente objetivo a la hora de retratar a Don Silvio.

Así como Paolo piensa presentar Ellos en el 71° Festival de Cannes, Luciano anunció que pre-estrenará Uno de nosotros en el 17º Festival de Cine de Tribeca, que se llevará a cabo del 18 al 29 de abril próximo en la ciudad de Nueva York. El director de la segunda película se refirió a su proyecto como “un acto de amor por la verdad, habida cuenta de que el cine italiano ha sido demasiadas veces vehículo de puros ataques políticos”.

Por lo visto, para el 20 de mayo próximo habremos asistido a algo más que el desempeño de Loro en Cannes y los entretelones, acaso los primeros resultados, de los comicios generales en Italia. De hecho, también sabremos si Uno di Noi efectivamente se convirtió en película, si se proyectó en Estados Unidos y –asunto muy importante– en qué medida el pretendido desagravio cinematográfico contribuyó a la rehabilitación política de (¿tendremos que agregar ‘el flamante parlamentario electo’?) Silvio Berlusconi.

—————————————
Contenido complementario
Berlusconi inspira (otra) película

Publicado por

María Bertoni

Nací en la Ciudad de Buenos Aires, el 13 de septiembre de 1972. Trabajo en el ámbito de la comunicación institucional y de vez en cuando redacto, edito, traduzco textos por encargo. Descubrí la blogósfera en 2004.

2 thoughts on “Rehabilitar a Berlusconi

¿Con ganas de opinar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s