Zero Dark Thirty en su salsa

Sony Pictures sigue cocinando la promoción de Zero Dark Thirty al calor de la barbecue electoral estadounidense (dicho sea de paso, hoy faltan tres semanas exactas para los comicios presidenciales en USA). La estrategia de prensa consiste en ceñirse a la metodología tradicional (presentar adelantos del film: poster nuevo; segundo trailerfotos reveladoras) y dejar que los medios vuelvan a polemizar sobre la presunta condición proselitista de la controvertida película de Kathryn Bigelow y Mark Boal.

La reconstrucción ficcional de la “cacería” de Osama Bin Laden desembarcará en las salas norteamericanas el 19 de diciembre, y sin embargo el periodismo republicano sigue recordando la primera fecha de estreno estipulada: el pasado 12 de octubre. Este mismo sector de la prensa norteamericana señala la casualidad de que el lanzamiento del segundo trailer haya tenido lugar desde el día anterior a esa misma fecha pre-electoral.  

Con esta especulación en mente, Christopher John Farley sugiere en el blog Speakeasy del Wall Street Journal que Zero Dark Thirty sería un player (me disculpo por el vocablo inglés) en el duelo entre Barack Obama y su rival Mitt Romney. El título del artículo reformula la hipótesis con la pregunta retórica “¿Podría ZDT impulsar la campaña del Presidente demócrata?”.

Publicaciones online menos conocidas como Awards Daily se rasgan las vestiduras ante la “falsa controversia” de Farley, y demás “golpes bajos” que buscan descalificar toda iniciativa a favor de Obama y de paso enfurecer a los neoconservadores hasta sacarles “espuma por la boca”. Otras, en cambio, se muestran ajenas a la discusión política y celebran el protagonismo acordado a Jessica Chastain como síntoma de “ascenso de las espías femeninas”.
 
Del otro lado del Atlántico, el británico Daily Mail aprovecha la presentación del segundo trailer para repasar la historia de Zero Dark Thirty. Tras referirse a las acusaciones de connivencia proselitista, el autor del artículo en cuestión, James Nye, aclara que “el film ya se encontraba en pre-producción cuando Bin Laden fue asesinado el 2 de mayo de 2011”, suceso que exigió una “reescritura masiva del guión para incorporar el raíd letal”.

————————————————————————————
Posts relacionados
  La captura de Osama Bin Laden según Hollywood, una cuestión de Estado
  La contradicción de Kathryn Bigelow
  Zero Dark Thirty ahorra en campaña de prensa gracias al New York Times
  Matar a Bin Laden, del cine al joystick

Published by

María Bertoni

Nací en la Ciudad de Buenos Aires, el 13 de septiembre de 1972. Trabajo en el ámbito de la comunicación institucional y de vez en cuando redacto, edito, traduzco textos por encargo. Descubrí la blogósfera en 2004.

2 thoughts on “Zero Dark Thirty en su salsa

  1. No sé que me da más miedo: la idea de que gane el republicano o que la gente vote a Obama por un crimen patético que se quiere presentar como heroico.

  2. Me asusta más lo segundo, Iris.

    Hace algunos días leía un artículo de opinión (lamentablemente no recuerdo el nombre del autor ni el medio) que decía que había un motivo para celebrar la eventual victoria del Partido Republicano en las próximas elecciones presidenciales: las altas chances de que el Partido Demócrata vuelva a regirse por las convicciones que lo diferencian del pensamiento conservador.

    Desde esta perspectiva, los demócratas tendrían una nefasta tendencia a girar hacia la derecha cuando gobiernan…

¿Con ganas de opinar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s