El topo

Además de Tan fuerte y tan cerca, hoy la cartelera porteña estrena El topo, largometraje que compite por los Oscar al mejor guión adaptado, al mejor actor protagónico y a la mejor banda de sonido. Tres grandes nombres se esconden detrás de estas nominaciones: John le Carré (autor de la novela versionada), Gary Oldman (¿hace falta presentarlo?) y el español Alberto Iglesias (compositor por antonomasia del cine de Pedro Almodóvar). Por otra parte, hay que mencionar al director sueco Tomas Alfredson (que algunos espectadores recordarán por su intrigante Déjame entrar) y a los actores John Hurt, Colin Firth, Simon McBurney, Toby Jones.

Este “equipo de primera” debería bastar para garantizar un éxito masivo, y sin embargo es probable que Tinker, tailor, soldier, spy (así es el título original) seduzca de manera selectiva: a los amantes del género de espionaje, y en especial a los fans de films inspirados en la literatura de Le Carré (recordemos El sastre de Panamá y El jardinero fiel) y a quienes añoran el antecedente televisivo que John Irvin dirigió y Alec Guinness protagonizó en 1979.

Para los legos en la materia, El topo corre serios riesgos de resultar anacrónica y hasta intrincada. Salvo contadas excepciones, da la sensación de que las historias de agentes secretos ambientadas en la Guerra Fría perdieron vigencia y/o seriedad (la sola mención de una facción llamada “Control” evoca a Maxwell Smart). El cruce permanente de personajes, datos y rumores parece atentar contra el intento de reverir esta tendencia. Si a esto le sumamos la alternancia de tiempos narrativos, las chances de reparación disminuyen todavía más.

Cuesta transitar con lucidez la red de recontraespionaje que George Smiley busca desenmarañar. La superposición de nombres, seudónimos, fechas, intrigas tiende más a marear que a desafiar la inteligencia del espectador.

Quizás sólo sea cuestión de dejarse llevar por la reconstrucción de época (y de un mundo bipolar), por la música que compuso Iglesias y/o por el elenco astral que lideran Oldman, Hurt, Firth, McBurney, Jones.

En caso contrario, El topo dista de ser una propuesta apta para todo público.

Publicado por

María Bertoni

Nací en la Ciudad de Buenos Aires, el 13 de septiembre de 1972. Trabajo en el ámbito de la comunicación institucional y de vez en cuando redacto, edito, traduzco textos por encargo. Descubrí la blogósfera en 2004.

4 respuestas a “El topo

  1. John Hurt es eterno, no? Especialmente en este tipo de películas parece una fija (lo peor es que es uno de esos actores que yo siempre doy finado).
    Yo vi “El sastre de Panamá” (y leí la novela también), creo que debe ser lo mismo que lo que vos comentás: son películas de género que pueden atraer por eso mismo, fuera de toda actualidad (slgo como pasaría con James Bond, en otro casillero). Pero la verdad es que me resultó atractiva antes que nada por los actores (Geoffrey Rush, Jamie Lee Curtis, Pierce Brosnan) aunque el argumento terminó resultándome relativamente interesante y con algunos detalles originales (por ejemplo, mostrar una cara del espionaje como un negocio en sí mismo, una forma de obtener fondos sin control oficial).
    No sé si en El topo se puede encontrar alguna vuelta, alguna lectura interesante para rescatar.
    Por otro lado, cuando describís “La superposición de nombres, seudónimos, fechas, intrigas tiende más a marear que a desafiar la inteligencia del espectador” enseguida me remite a JFK de Oliver Stone, que hace pocos días volví a ver y me pareció exactamente lo mismo. No sé si le ves algún paralelismo de estilos.

  2. Pobre John Hurt, Aberel… Yo no lo doy por finado pero sí tiendo a confundirlo con Ian McKellen.

    A lo mejor me equivoque pero a El sastre de Panamá la recuerdo más “pícara” que El jardinero fiel o la película aquí comentada. De las tres, me quedo con aquélla, en parte quizás porque me gusta mucho Geoffrey Rush y descubrí a un Pierce Brosnan desacartonado.

    Me parece válido el paralelismo entre El topo y JFK, aunque creo que el film de Stone es medio soporífero (no así éste de Alfredson).

¿Con ganas de opinar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s