Libertad de expresión. ¿Más en la televisión pública que en los medios privados?

Por Jorge Gómez
—————————-

Ante la escaso espacio que los medios le concedieron a la represión del 23 de noviembre en Formosa, llama la atención el comportamiento de Sandra Russo en el programa 6,7,8. De hecho, varias veces en los últimos días, la panelista de este programa emitido por Canal 7 expresó su desilusión ante el silencio oficial y le pidió al Poder Ejecutivo una postura digna frente a los reclamos de la comunidad toba.

Russo también se definió como periodista y como militante a favor del Gobierno nacional porque considera propias muchas de las causas K. Su conducta adquiere relevancia, no sólo porque trabaja en la televisión pública y en un programa que le niega trascendencia al episodio formoseño, sino porque incluye una declaración ideológica contraria, por un lado, a las acusaciones de adoctrinamiento y, por otro lado, al mito del periodismo independiente, objetivo, neutro.

Nos preguntamos entonces: ¿será posible algo así en las empresas privadas de comunicación?; ¿pueden los periodistas de TN, por ejemplo, cuestionar la poca (por no decir nula) relevancia que el canal de noticias le da a la adopción irregular de los hijos de la dueña del multimedios?; ¿Puede Russo criticar a los propietarios de Página 12, diario para el que también trabaja?

Casi no veo 6,7,8 porque sus ediciones me parecen espantosas. Por otra parte, también cabe preguntar si la represión de Formosa se habría ocultado en caso de ocurrir en la Buenos Aires de Mauricio Macri.

Sin embargo, me parece que este nivel de libertad de expresión sólo se da en la pantalla del Estado. Por lo pronto es impensable que, por interpelar a la Presidenta, Sandra Russo corra la misma suerte que Nelson Castro o Reynaldo Sietecase cuando distintos propietarios mediáticos los despidieron por sus declaraciones contrarias a los intereses patronales.

Porque lo estatal no tiene dueño, porque sería un escándalo para la credibilidad de la TV pública, o por motivos que desconocemos, parece que al final -y pese a las críticas– la disciplina corporativa es más férrea en los medios privados que en los medios públicos. Al menos una periodista de 6,7,8 puede expresarse con mayor libertad que cronistas, columnistas y editores contratados por empresas periodísticas.

18 respuestas a “Libertad de expresión. ¿Más en la televisión pública que en los medios privados?

  1. En esta entrevista concedida a Política Argentina, Sandra Russo define su relación con los medios públicos. Cuenta que se fue de Radio Nacional porque no la “querían”, y que trabaja en Canal 7 porque la “metió” una productora privada después de haber sido tratada “como el culo”.

    También explica que ella no confunde el proyecto con los funcionarios. Por eso mantiene su apoyo al programa de Gobierno.

    A lo mejor, Jorge, todo esto explica las libertades que se toma, y que los responsables de 6,7,8 parecen respetarle.

    Como a vos, me encuentra encontrar casos similares en los medios privados. ¿Quizás Quique Pesoa?

  2. Hola María.
    No se.

    Quique Pesoa suele decir lo que se le da la gana y no medir riesgos, pero así lo sacaron de la Radio de Las Madres, tambien.

    Victor Hugo Morales mantiene su apoyo a la Ley de SCA y el enfrentamiento con Clarín desde radio Continental , del Grupo Prisa. ¿Seguirá el año próximo?

    Sin avanzar mas, para que opinen los lectores (vos) lo que sugiero es que los medios públicos por su propia estructura burocrática y la trascendencia mayor que adquiere el despido de un periodista, tienden a dar mayor comodidad que los privados.

    La revista Barcelona tiene un programa en Radio Nacional los sabados al mediodía. Con las libertades que se da ¿Podría tenerlo en alguna otra radio? (mirá esta tapa)

    No se . ¿vos?

  3. En las (demás) instituciones estatales tampoco es fácil, ni por lo tanto frecuente, el despido de personal (ojo, no me refiero a ciertas políticas de despido masivo que apuntan a reducir gastos y tampoco quiero salir del contexto democrático). El gran argumento es uno de los que esgrimís en tu post, Jorge: el Estado patrón es irreductibe a un propietario o jefe (presidente, gerente general, CEO) de carne y hueso; por lo tanto nadie tiene el poder de echar por diferencia de criterios, incluso por cuestiones de productividad (si se me permite el término).

    Antes de despedir a un empleado, hay que iniciarle un sumario y probar las faltas graves que se le imputen: por ejemplo, malversación de fondos, violación de confidencialidad de datos, acoso laboral.

    No digo que este manejo del personal se repita al pie de la letra en los medios públicos de comunicación, pero sí creo que el prurito es compartido.

    En cuanto a los medios privados, cabe señalar que sus periodistas empleados deben cuidarse de molestar, no sólo a jefes y propietarios, sino a anunciantes. Es mucho el peso del condicionamiento a la libertad de expresión.

    De todos modos, entiendo que el podio que ilustra este post es una ironía. Nadie discute la importancia de un periodismo con la mayor libertad de expresión posible, pero proponer un ganador es apenas una invitación al debate.

    A mí me molesta mucho cuando se opone el “periodismo profesional” al “periodismo militante” porque, en general, el primero supone el mito de la neutralidad/objetividad/independencia, y el segundo equivale a mera propaganda (política). Para mí la expresión que debería reivindicarse es la de “honestidad intelectual”: como dijimos varias veces, se trata de retratar/analizar la realidad no desde una pose de objetividad ficticia sino desde el reconocimiento de un recorte subjetivo, ideológico y por lo tanto discutible.

    Para terminar, y ya que hablamos de “periodismo profesional”, vuelvo a recomendar este estudio crítico francés que traduje para Espectadores meses atrás.

    Jorge, se me hizo larguísimo el comment. Perdón. 😳

  4. eeeeehhh pero no se de que se preocupan… Formosa queda muy lejos

    Recordemos que Dios es Argentino pero que atiende “de ese lado” de la Gral Paz. Recordemos también que los “indios” de Formosa son solo eso… “indios” que no consumen iPhones ni usan CalvinClein y que para colmo andan en patas!!!! que asco.

    he conocido comunidades indígenas. Tal vez no específicamente estas, pero estuve en otras que tal vez sean como esta porque “no hay peores” todas “son peores”.

    La forma en que nosotros los inmigrantes tratamos a los pueblos originarios (los dueños de enserio del país) es réplica de lo “europea” que es Buenos Aires. Nos alegramos de que tenemos la capital mas “europea” de toda América en lugar de sentirnos americanos…

    en fin… y luego de esto ¿les preocupa una periodista gritona?

    por favor. esta mina solo quiere hacer quilombo como lo han hecho muchos otros en otros momentos. ¿A quien le interesa la movida de esta chica? solo puede interesarle a alguien pobre, sin intereses creados y que no sepa lo que es veranear en Miami o Niza.

    Claro que “ese perfil de pobre” somos unos 40 millones y el otro perfil “Miami-Niza” son solo unos 40.

    Pero esos 40 son casualmente a los que Dios atiende de “ese lado de la Gral Paz”.

    No se porque se asombran de que “ATC” no la raje a Sandra. El 7 es un canal con el perfil de “los 40 millones”, mientras los otros medios son “de los 40”.

    NOTA: Por favor no autoricen a vuestra mente a relacionar libremente a “los 40” con “los 40 ladrones”. Es solo una casualidad y además no se permite “relacionar libremente” pues “pensar demasiado” es una desviación que genera el estudiar demasiado.

    hay que ser cuidadoso…. hay zurditos por todos lados…

  5. Jorge, muy bueno este post.
    No sabía lo de Sandra Russo, pero es algo que varios “ultrakirchneristas” reclamamos al gobierno, concretamente a Cristina.
    Todavía tengo la esperanza de que la militancia (de la que tanto se habla ahora) logre pesar en algo para que el gobierno tome la posición que debe sin demoras.
    Está muy bien destacar que la Russo tiene la libertad de ser crítica sin que por ello corra riesgo su puesto.
    La verdad es que en todos lados hay grises, sabemos que no es blanco y negro. Debe haber gente jodida en Radio Nacional como gente con buenas intenciones en Continental (por poner ejemplos) y supongo que tiene que ver con las virtudes de personas individuales, no sólo con las políticas institucinales de los medios.
    Y yo tampoco veo mucho 6,7,8 por las mismas razones que vos.

  6. Observaciones:

    1- Pongo “sandra russo” en google noticias, y la segunda aparición es ésta, que linkea a este mismo blog:

    http://noticias.lainformacion.com/arte-cultura-y-espectaculos/medios-informativos/libertad-de-expresion-mas-en-la-television-publica-que-en-los-medios-privados_GbhqGfrBZLSYPMKxH4VAN4/

    2- Hasta recién no podía ver este post en el inicio del blog, sólo accedía por “últimos comentarios”.

    3- WikiLeaks perdió su dominio, su hosting y no sé que más. Ahora está accesible sólo por una IP.

  7. María
    está bueno el tema del periodismo honesto, sobre todo en este tiempo donde la mayoría del periodismo ha renunciado a cualuiqer tipo de transparencia, y recorta, maniobra y opera sin disimulo.

    Es curioso notar que cuando Cristina Fernández se decidiò a poner a la luz pùblica la posibilidad de marcar agenda y distorsionar la realidad que tenían los medios, muchos de estos (sobre todo Clarín) en lugar de aumentar la transparencia, perdieron las formas y se pusieron a operar de manera escandalosa. Hoy todos los periodistas que no pertenecen al multimedio declaran que “Clarín es una vergüenza” (aunque 6.7.8 es peor, dicen algunos desmarcándose de los odiados K) .

    Esta visualizaciòn del caracter subjetivo del periodismo – y de la deshonestidad del primer grupo mediático del pais – nos hace bien a todos, me parece a mi.

    Aberel
    A mi me pasaba lo mismo con el post. No podía verlo, etc. Será un problema de wordpress. Los gringos siempre nos atacan (?)

    Si ponés Sandra Russo y el post de Espectadores sale enseguida, eso se debe al trabajo de María, la CEO del Grupo Bertoni, del cual formamos parte.

  8. No se olviden de que a Víctor Hugo lo echaron de Canal 7, donde hacía su programa Desayuno. Y eso ocurrió durante la gestión de Néstor Kirchner. También habría que tener en cuenta que el 7 no tiene una conducción homogénea. Tristán Bauer sólo se ocupa de lo artístico, lo cual excluye noticias y deportes (en el caso del Futbol para Todos el canal pone casi exclusivamente la pantalla, nada más). Lamentablemente, Argentina sigue teniendo medios públicos gubernamentales, no estatales. Y eso no cambió con la ley de medios. Los militares se repartieron los canales entre ellos (uno para cada arma); igual que los radicales (uno para cada corriente interna); Menem los privatizó pero le “regaló” el público a Sofovich que hizo, en versión menemista (todavía recuerdo “Gambini y Beldi”) y berreta lo mismo que 678 hace hoy con pseudo-estética CQC; De la Rúa no tuvo tiempo para casi nada, sólo para darle el chiche del 7 a su hijo y el grupo Sushi (más cheto y Barrio Norte que La Cámpora pero con igual finalidad). En fin, hacen falta medios públicos estatales, federales y provinciales, y algún día tendrán que dejar de ser sólo gubernamentales. Hay muchos buenos modelos para copiar en el exterior. Pero también hay mucho profesional argentino que podría desarrollar un modelo propio, autóctono. Ahí si vamos a estar más cerca de la sana utopía inalcanzable pero orientadora del “hablemos todos”, por lo menos en los medios que “son de todos”.
    Saludos

  9. Es posible que la oportuna intervenciòn de José , mas la entrevista a Sandra Russo que linkeó María en su primer comment, demuelan mi hipotesis…Oh, my God ¿Lo mío es la crónica de cine?

    Sí, José. Dos acuerdos importantes. Por un lado, no quise decir que los medios pùblicos tengan “todas las voces”, solo que es mas dificil rajar gente. Y 6.7.8 es un desastre.

    Yo defiendo con entusiasmo que 6.7.8 haya puesto el analisis de medios y la manera en que se construye agenda en la consideracion de la gente. Solo Lanata hablaba de esos temas por televisiòn en los 90, pero al mismo tiempo el programa de Gvirtz es tan grosero en sus ediciones- mas la presencia de un personajes esperpènticos como Barone o Cabito – que la intenciòn se termina malversando.

    Cuando asesinaron a Ferreyra mandaron una ediciòn – basada en una nota de Anguita en Miradas al Sur – donde vinculaban a Duhalde con el crimen porque como el presunto asesino era de Defensa y Justicia y los de Defensa y Justicia eran amigos de los de Banfield y Duhalde y el presidente de Banfield habian sido socios en el pase de Zanetti hacía 20 años…aprovechaban y mandaban la foto de Ferreyra , la de Favale el asesino y la de Duhalde, todas juntas.

    Gambini y Beldi era “El bueno y el Malo” donde Beldi hacía de oficialista y Gambini de opositor. Como si hoy se juntaran Barone y Longobardi…

    ¿Hay modelos en el exterior? ¿Qué pasaría si le dieran el manejo total a Tristan Bauer? El canal se pondría mas progre, pero mas abierto , supongo

    Saludos

  10. Los cambios y recambios que señala José respecto del manejo de los medios públicos desde la dictadura del ’76 son otro reflejo de una constante que se da en los demás organismos públicos nacionales.

    Es decir, de los Ministerios para abajo (Secretarías, Subsecretarías, Entes reguladores) prima el criterio gubernamental por encima del criterio de gestión (y continuidad) estatal. Por eso, a cada cambio de Gobierno, le sigue un cambio de staff jerárquico y una vuelta de timón (lo cual muchas veces nos hace desandar el rumbo transitado o navegar en círculos).

    No siempre es fácil trazar un límite preciso entre Estado y Gobierno. Pero es cierto que en otros países el recambio del segundo no supone una reestructuración total del primero. Francia es el ejemplo que mejor conozco en este sentido (ojo, no estoy refiriéndome a los medios en particular).

    Muchos autores señalan a Suecia, Gran Bretaña, la misma Francia como ejemplos de televisión y radio públicas. Casualmente en estos países la división entre Gobierno y Estado es más clara que en nuestro país.

    ————————–
    PD. El Grupo Bertoni denuncia sospechosas interferencias en Espectadores después de la publicación de este post. El caso ya está en manos del Tribunal Internacional de Justicia de La Haya.

  11. Bueno, finalmente me dejaron ir previo paso por Guantánamo (que tiene unas playas divinas, diría Lilita) pero me amenazaron con interferir los blogs que mencionaran nuestra gesta oficialista desde la mesa de autoayuda K.

    Con respecto a lo privado y lo público, así como un satánico intendente del conurbano que distribuye discrecionalmente bolsones en el conurbano está mucho más controlado que la simpática ONG que hace más o menos lo mismo con fondos también estatales pero que sólo está auditada por sus socios, la televisión pública tiene un control de la ciudadanía bastante mayor a la privada. Cada 2 años los que dirigen ese Estado tienen que rendir cuentas, cosa de lo que están eximidos nuestros amigos de PRISA o Clarín.

    El sistema actual no es el mejor, sin duda, pero me pregunto cual sería el óptimo. El Estado argentino es criticable aunque no se si sus corporaciones son mejores. ¿Una televisión autónoma como la Universidad o como el Consejo de la Magistratura Corporativo con el que sueñan los enanos radicales sería un paso adelante?

    ¿Un Shuberoff con las prerogativas que tuvo en la UBA en lugar de un Tristán Bauer garantizaría una mayor calidad?

    Probablemente aceitaría el negocio de las fotocopias de apuntes, hoy algo alicaído en Canal 7, pero no estoy seguro que lograríamos algo mejor.

    Cuando veo al severo pero honesto doctor Castro, al dúo cómico de A Dos Sobres, al Comisario Lobo de TN interrogando a algún pobre diputado o a Julio Blanck, me cuesta creer que dispongan de mucho margen de acción. El Estado, por impericia o falta de voluntad, porque no quiere o porque no puede, nunca llega a ese nivel de homogeneidad.

    Hay fisuras, internas, roscas. Hay sobre todo, elecciones cada 2 años que los condicionan ( esa es otra de nuestras patologías ciudadanas, les exigimos políticas de largo plazo pero los calificamos en base a sus resultados cada 2 años, pero eso es otro tema…).

    Comparto las reticencias del amigo Jorge sobre 678, aunque creo que hacen un gran trabajo (es posible que no seamos target), en el análisis de esa homogeneidad de los medios opositores.

    Una de las grandes críticas a ese programa (¨se hace con la plata de la gente¨) es muy divertida. Todos los programas se hacen con la plata de la gente. Que uno se haga con la de los impuestos implica que sus contenidos van a diferir de aquellos que se hacen con la plata que la gente gasta en cerveza Quilmes, en celulares o en fideos Luchetti (sin mencionar las intenciones directas de los dueños de esos medios). Y eso aumenta el pluralismo.

    Que un programa tan editado y con una intencionalidad tan marcada aumente el pluralismo habla más de la pobreza del medio en general que de la mediocridad del Estado.

    Probablemente me fui por las ramas. Es que en Guantánamo no tenía conexión…

    Un abrazo,
    r.

  12. Rinconete
    Ningun desacuerdo entre nosotros acerca de lo pùblico y lo privado, y obviamente que el peor de los intendentes del conurbano tiene mas controles (y es mas confiable para administrar mi dinero) que Cáritas, por ejemplo.

    Yo defiendo con entusiasmo que 6.7.8 haya puesto el analisis de medios y la manera en que se construye agenda en la consideracion de la gente. (repito mis frases no porque me parezcan buenas, sino porque no tengo otras)

    Pero las ediciones de Gvirtz (igual que las de todos los otros programas de archivo) son horribles. Terminan desinformando.

    Es verdad que TN – en esta versiòn guerra a muerte contra la tiranía – desinforma mas, o que Leuco denunciando amenazas de muerte es mas bizarro que Cabito, o que Mirta Legrand suponiendo que Luppi la insulta por orden del gobierno hace sonrojar a Barone. . . Pero igual la vocecita en off de los informes , me hace cambiar de canal. Y veo Encuentro, para no perder la esperanza de algun subsidio de Aníbal, viste.

  13. ¨Repito mis frases no porque me parezcan buenas, sino porque no tengo otras¨.

    Excelente. A mi me pasa lo mismo, lo que te da una idea de lo que tiene que padecer mi entorno…

    La voz en off también me genera fastidio (¨¡Otra excelente noticia: Nalbandian en octavos de final en el Abierto de Burkina Faso!¨), pero creo que el mundo sería peor sin ellos y su trazo gruesísimo.

    No son el canal Encuentro, sino que su objetivo es disputarle la agenda del sentido común a Chiquita Legrand, a Santo Biasatti e incluso a Lanata. Son un show, no un programa periodístico pese a que haya periodistas en el panel.

    De cualquier manera, le devolvería a Barone (el Gervasio Montenegro de la televisión) a La Nación.

    PS: Mañana lo veo a Anibal por un tema de viáticos que me quedaron pendientes con Jaime. ¿Querés que le hable de lo tuyo?

  14. 6 7 8 cumplió su función didáctico ideológica
    Ahora muchos podemos criticar a los medios y ver sus mentiras Antes creíamos q los MCM eran objetivos ,veraces,independientes ,…etc ,,,Antes teníamos vergüenza de adherir y ahora nos incluimos en parte de un proyecto Antes para saber teníamos q comprar La Nación ,Clarín Y El Argenrtino ,pensar cotejar y comparar y volver a pensar ,ahora casi todo esta ahi en 678 Nos ahorraron trabajo .Repiten ,editan ,exponen las técnicas de manipulación mediática Son obvios pero insisto ; cumplían una función y lo hicieron muy bien Todos desde el mejor cuadro político hasta La Doña Rosa de Neustad ,y yo entendimos clarito
    Ahora sólo tenemos q PENSAR y actuar .

  15. guau… que lujo!!!! leer a Rinconete y a Jorge en ese intercambio me pareció espectacular.

    Pocas veces me engancho a leer y no comentar. Y ustedes lo han logrado.

    Ya saben cómo hacer para evitar mis molestos comentarios. Sigan elevando el nivel de debate!!!

    ahhh Dice Lilita que No va más por Guanta porque la hotelería decayó mucho. Ahora prefiere veranear en el Peñón porque los inleses tienen más glamour que sus primos.

  16. ¨Me critican por veranear en Guantánamo pero yo estoy cada vez más divina.¨

    ¨O estamos con Guantánamo y la Fundación Mas Canosa o estamos a favor de la dictadura comunista, ¿me siguen?¨

    ¨Yo les digo, algo está tramando Fidel para diciembre. Veo una emboscada con armas. Pero vamos a andar bien.¨

    ¨Me dan ganas de escribirle de nuevo a la embajada, para felicitarlos por el all inclusive. Esto en Argentina no se consigue. Allá hay que importar trigo y carne, pero vamos hacia una nueva contracción. Como en la figura del parto, va a haber dolor y alegría.¨

    Charlas de Quincho (de Guantánamo)

  17. Ayer vi varios programas salteados opositores y me di cuenta q hasta los anti k deben reconocer q estamos mejor
    A propósito Sloto y el otro son oficialistas ???Parecían serlo cuando estrevistaron a Coscia en forma edulcorada (Habló del Kirchnerismo como etapa superadora del peronismo )
    Hablaba uno en otro canal y decia q esto estaba mal porq en el corto plazo mejoramos pero q la suma de los cortos plazos no indica nada
    Hablaban tres mujeres de educación y la más opositora Elcira Argumedo /proyecto sur,decía q hay mucha inclusión ,la mas alta de América creo , pero q hace falta jerarquización
    .Me acordé cuando Menem decia “Vamos bien “”y nosotros nos ibamos al muere Ahora es al revés Todos dicen q estamos mal y sentimos y vemos variables y analizamos y sabemos q estamos mejor
    Creo q voy a dejar de ver 6 7 8 para pasarme a los multimedios
    Me dejaron tranquila y casi casi me hago peronista

¿Con ganas de opinar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s