Extranjeros en villas y universidades

Con dos días de diferencia, La Nación anuncia que 1) hay mayoría de extranjeros en las villas; 2) cada vez más extranjeros eligen el sistema universitario argentino. Al margen del tono neutro, meramente informativo de ambos artículos, la decisión editorial de publicarlos en un lapso tan corto de tiempo no parece inocente o casual.

Al menos eso sugiere la reacción indignada de los lectores, que aquí representamos a partir de la transcripción de los siguientes comentarios publicados en la versión online del diario:

 «No sé porqué no se cobra un arancel a los extranjeros. 20.000 es un numero importante y se puede repartir ese dinero entre los profesores y suplentes de la UBA o mejoras edilicias en el Hospital de Clinicas que esta destruido. No sólo importamos la pobreza de nuestros vecinos agrandando los asentamientos y villas, sino que tambien los educamos gratis para que despues se vayan al extranjero con un titulo de nivel«.

 «Le doy toda la razón, pero ¡cuidado! Su comentario será interpretado como facho y recaerán sobre usted (y sobre mí) decenas de puntuaciones negativas por parte de los progres de doble moral que cruzan la calle cuando ven un tipo con rasgos del altiplano y suben la ventanilla polarizada cuando se les acerca un limpiavidrios. Estoy podrido de que los «hermanos latinoamericanos» tomen ventaja de este generoso país, que alguna vez fue grande precisamente por no estar impregnado de esas culturas«.

 «Argentina qué país generoso, de tanto que somos nos toman por opas. Les damos hospitales gratis en las provincias cerca de otros países, vienen a estudiar a la UBA desde Colombia, les damos subisdios al agua, luz, garrafas sociales, les damos el subsidio a la niñez cuando tienen hasta 5 hijos. Vienen a tener sus hijos acá porque el parto es gratis y luego se van. Por supuesto que así no hay presupuesto que alcance, ni médicos ni enfermeras«.

 «Cada vez más extranjeros eligen el sistema universitario argentino, y los hospitales argentinos, y las escuelas argentinas, y las «viviendas usurpadas» argentinas, y los subsidios a la pobreza argentinos. Porque todo es gratis para los extranjeros ( y nosotros pagamos la fiesta, muchas veces con privaciones). Esto no es justicia social; esto es oportunismo político!!!«

En el mismo periódico que editorializa sobre un «alarmante rebrote de la xenofobia» (en el exterior, básicamente en Europa), los lectores comentan poco la expulsión de rumanos/gitanos por parte del gobierno de Nicolás Sarkozy, o las protestas sociales contrarias a la medida oficial, o incluso este «enfoque» políticamente correcto.

Curiosamente, se registra un nivel similar de indiferencia cuando La Nación informa sobre la ley que criminaliza a los inmigrantes indocumentados en el estado norteamericano de Arizona. Las pruebas, aquí, aquí, aquí.

————————————————————————————-
De yapa ¿off topic?

1.- El recuerdo de esta corrección al entonces Presidente Néstor Kirchner.
2.- El recuerdo de este post sobre la propuesta del gobierno PRO para que los hospitales públicos de la ciudad de Buenos Aires atiendan primero a los pacientes porteños.
3.- Recomendación del texto de Luis Gruss sobre los «fachos argentinos«.