Luna lunera

Hoy, a 40 años del ¿supuesto? alunizaje que Neil Armstrong, Edwin Aldrin y Michael Collins protagonizaron a bordo del Apolo XI, la luna lunera, cascabelera (“ve y dile a mi amorcito por Dios que me quiera”) vuelve a estar en mente/boca de todos, y a recordarnos su lugar en nuestro acervo cultural.

Fotomontaje de Espectadores

De izquierda a derecha, tres testimonios fotográficos de la conquista lunar, la famosa animación de Georges Méliès, una ilustración de la canción “au clair de la lune mon ami Pierrot”, el hombre convertido en lobo a la luz de la luna, Beethoven y su célebre serenata, la ambientación de “Moon over Bourbon street” de Sting y una escena del videoclip de “Man on the moon” de R.E.M.

Published by

María Bertoni

Nací en la Ciudad de Buenos Aires, el 13 de septiembre de 1972. Trabajo en el ámbito de la comunicación institucional y de vez en cuando redacto, edito, traduzco textos por encargo. Descubrí la blogósfera en 2004.

5 thoughts on “Luna lunera

  1. Hoy en Pàgina 12 hay una nota de Feinmann , entre otras muy estimulantes sobre el alunizaje, donde el filósofo peronista (un oximoron, diría Borges) plantea que dado el gran poder de los medios en la sociedad moderna la llegada de EEUU a la luna tuvo que ser virtual, nunca real.

    Los sucesos “reales” son una tontería sin importancia frente al verdadero poder del Imperio de construir El Relato, se exalta Feinmann. Es un planteo muy interesante para charlar en una mesa de amigos y hacer especulaciones inteligentes -o por lo menos divertidas – sobre las distintas teorías acerca de la Llegada del Hombre a La Luna, ese cortometraje filmado en Arizona.

    Usted y sus lectores, Spectatrice, tomen este comentario como una charlita de amigos, una excusa para saludarnos y sonreir entre amigos.

    Feliz día

  2. A mí me gusta pensar que el primer alunizaje tuvo lugar, efectivamente, en la luna y no en Arizona. Tanto es así que -debo confesar- me habría encantado ver “en vivo y en directo” la ejecución de ese paso pequeño para un hombre y tan grande para la Humanidad, aún cuando la pertinencia de la célebre frase es discutible (también en una charla de café) si consideramos que esta aventura espacial tuvo más de simbología que de verdadero adelanto para los simples mortales que habitamos esta Tierra.

    Feliz día para Ud. también, estimado Adivinador y para todos los amigos de Espectadores. 😀

  3. Me puso nervioso el artículo de Feimman. No por lo que dice, sino por cómo lo dice, parece que estaba un poquito pasado de rosca al escribir eso. Es un discurso bastante neurótico. Es extraño sin embargo, ver como Feimman habla de los “simulacros” de realidad que son creidos como reales, pero a su vez demuestra una fé ciega en creer la hsitoria de Stanley kubrick, y hasta hace literatura del encuentro de Kissinger con Von Braun. Nuestro amigo también está “creando realidad” a pesar de que se muestra como el desmitificador puro de esos hechos que él conoce tan bien, que hasta persiste en crear una historia poniendo las palabras en la boca de los que la perpetraron.

    Feimman, creo, vió el famoso documental francés sobre la supeusta filmación del alunizaje hecha por Kubirck, docuemtnal donde aparee la secretaria de Nixon en ese entonces haciendo el testimonio de la falsedad del alunizaje. Debido a que fue una testigo presencial de los hechos una realmente cree que todo fue una patraña. En el mismo documetnal aparece creo que el secretario de defensa, sosteniendo que todo fue una farza y otras personas que debido a su importancia parecen desmitificar la “gran” mentira. PERO, miren lo que pasa cuando el documental termina, y nos muestra los créditos.

    oh oh. (se escucha el tema de Benny Hill a toda velocidad)

    Saludos

    Camilo Palabra

    Feliz día a todos!!!!!

  4. A mi me pareció que lo de Feinmann es una ironía. Así lo entendí, y por eso me gustó.

    Quiero decir: Suponer que en esta era donde todo parece ser virtual es mas logico y barato armar un relato que andar mandando naves tan lejos, me pareció una buena idea para charlar en los cafés aprovechando el Día del Amigo , excitar nuestra imaginación y eventualmente seducir señoras/es, tomar cerveza y otras actividades propias de jóvenes como nosotros, con tan fertil imaginación.
    En cambio, tratar seriamente esas aburridas reorías del fraude me parece una tontería.

    Entendí que Feinmann jugaba con la idea de lo virtual y lo real y las posibilidades del Imperio de armar cualquier relato.

    Pero bueno, son miradas.

  5. Si es cierto lo que dices, Adivinador, pues me la comí enterita a la ironía jaja. Que lástima no poder preguntarle sobre lo que queria decir. Aunque bueno, si el texto posibilita ambas miradas tan dispares, supongo que hubo algún fallo en el canal de comunicación, o como decía Nietzsche: “Estamos condenados a ser incomprendidos!!”

    Saludos
    Camilo Palabra

¿Con ganas de opinar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s