El curioso caso de Benjamin Button

Reseña redactada por Ariel.
—————————————

El curioso caso de Benjamin ButtonDespués de verla, pienso que al director David Fincher se le podría haber ocurrido un mejor título para su última película. El curioso caso de Benjamin Button cuenta la historia de un hombre que nace con una edad biológica de 80 años promedio y que, con el tiempo, rejuvenece.

Se me ocurre que todo lo demás que cuenta el film (es decir, las cosas que van ocurriéndole al personaje principal encarnado por Brad Pitt y la gente que va conociendo en el transcurso de su vida) podría narrarse de un modo similar, sin la peculiaridad del protagonista.

Por otra parte, me parece que un hecho tal como el encuentro con el padre biológico (por nombrar sólo uno) está contado de una manera previsible, digna de una novela de las tres de la tarde, y resuelto con igual simpleza.

Si bien no deslumbran, las actuaciones son correctas. Pitt desempeña bastante bien su rol y, gracias a las bondades del maquillaje, nos hace creer que es un anciano en el cuerpo de un niño de siete años. Junto a él vuelven a actuar Cate Blanchett (juntos, formaron pareja en Babel) y Julia Ormond (al revés que en Leyendas de pasión, en esta oportunidad no comparten una sola escena).

Otro punto en contra es -me parece- la duración excesiva del film, que sobrepasa las dos horas y media, hecho que lo vuelve algo tedioso. Mientras la miraba, no dejé de preguntarme qué más podría sucederle a Benjamin Button hasta el desenlace cantado.

Aunque esta reseña se publica días después de la entrega de los Oscar y aún sin haber visto las otras competidoras por la misma categoría, todavía creo estar a tiempo de decir que la nominación a “Mejor Película” le queda grande a una historia demasiado pretenciosa desde su título mismo.