La cacca del cane

Foto tomada en Assisi, ItaliaPorque vivo en un barrio cuyos vecinos se distinguen por adornar las veredas ajenas con el excremento de sus mascotas, soy sensible a cualquier emprendimiento destinado a revertir tan irrespetuosa (además de mugrienta) conducta. De ahí la publicación de esta imagen que, muy amablemente, me hizo llegar un asiduo visitante de Espectadores.

La foto fue tomada en Asís, ciudad italiana donde nació San Francisco, patrono de -vaya casualidad- los animales. Leyenda certera si las hay: la caca del perro es (¿refleja?) la mente del dueño.