Proyecto Cartele

De un tiempo a esta parte la «recopilación» de carteles extraños, contradictorios, graciosos, pintorescos se puso de moda. Así, lo que en un momento se presentó como el original hallazgo de observadores atentos, hoy aparece como una de las tantas ocurrencias que los medios masivos (principalmente Internet) se encargaron de divulgar.

Erick Prillwitz

Entre las propuestas de este tipo, el Proyecto Cartele ocupa un lugar destacado. Por un lado, porque su archivo es tan rico como variado. Segundo porque cada foto, cada testimonio está publicada/o con el nombre del autor responsable. Como corresponde.

Para algunos, el fenómeno perdió espontaneidad. De hecho, los espíritus escépticos sostienen que muchas de estas fotos han sido preparadas, producidas, inventadas. De ser así, no importa demasiado. Hasta podemos citar el viejo dicho italiano, «se non è vero è ben trovato!».  

Por todo esto, señoras y señores, pasen y vean. Por favor aprecien la picardía de quienes adornan las calles, la agudeza de quienes saben mirar, la rigurosidad de quienes saben archivar. Que lo disfruten. 😉